Corredores JG tienen un domingo de celebración

Los integrantes del Club Corredores JG vivieron un domingo muy especial con la celebración de su ya tradicional carrera anual de 6 kilómetros, que además sea hace en honor de su entrenador Francisco Javier Gallegos Hernández por su fecha de cumpleaños.

Los atletas JG se concentraron desde temprana hora en el Parque El Paraíso de La Aurora, donde tienen su centro de entrenamientos, para iniciar una jornada de fiesta, deporte y celebración para su apreciado entrenador.

Aún no daban las siete de la mañana en el nuevo horario y las corredoras y corredores ya se hacían presentes en la entrada del Parque iniciando la reunión entre saludos y abrazos, mientras su entrenador ya los esperaba en la pista, justo en la meta ya con el trazado listo de la carrera de 6K.

Los atletas realizaron el recorrido de 6 kilómetros sobre el circuito que se diseñó dentro del Parque El Paraíso de La Aurora.

Pocos minutos después, previo a los abrazos de felicitación de parte de todos los atletas, el entrenador dio el banderazo de salida iniciando el trayecto entre la alegría de los participantes y bajo un clima muy agradable y de frescura por los árboles con los que cuenta este parque.

Tras varias vueltas al circuito, llegó el primer corredor a la meta, Eliseo Cruz con tiempo de 23 minutos, seguido de Ricardo Morín, que fue segundo, Ricardo Saucedo, Javier Gallegos y Ramiro Medina. Mientras que en la rama femenil, la primera corredora en cruzar la meta fue Ana Karen Carrete con tiempo de 26 minutos 38 segundos. Corina Flores fue segunda, Milka García tercera y Rosalva Chávez llegó en la cuarta posición.

Eliseo Cruz fue el primer corredor en llegar a la meta
con tiempo de 23 minutos.

Poco a poco fueron llegado el grueso de los corredores, algunos con trote más lento y también algunos (as) que tienen poco tiempo en el club optaron por caminar el trayecto.

Ana Karen Carrete cruza la meta en primer lugar con tiempo de
26 minutos 38 segundos.

Las fotografías de grupo y con el entrenador no se hicieron esperar, entre bromas de los atletas, para dar concluida la actividad en el Parque y continuar la convivencia y celebración con un desayuno en un domicilio de uno de los corredores.

(Nota escrita por David Rodríguez)